martes, 8 de abril de 2014

Mi felicidad.

Pasa el tiempo y sigo aquí, despertando cada día con una ilusión, 
cada día es como un nuevo día para volverla a enamorar, es como pensar y renovar la imagen, cambiar de posición las cosas para que cada día sea diferente, no se como lo haces pero cada día siento que me enamoro más, abrí el corazón de tu alma y sin palacios ni carruajes te convertí en mi reina coroné este amor en el trono de mi vida. Ahora solo sé que lloro si algún día te vas, que imploro solo que te quedes a mi lado un día mas, que no hay oro que pague tu presencia, que tras esa mirada se esconde ese fuego que si se apaga se encendería la soledad en mi una vez mas, por eso quiero decirte y te suplico que no dejes de quererme porque sin ti no puedo estar. Solos tu y yo. Una historia de amor, nada de esos de los que salen en los cuentos, ya que yo quiero verte hasta viejitos. Compartir contigo las estrellas, la cama y toda esta realidad. ¿Entiendes?
Eres mi felicidad.

2 comentarios:

YoMaqq dijo...

Esta muy lindo el texto, creo que expresas los mas lindos sentimientos a tu novia, cualquier chica estaria encantada de que le escribieran algo así.
un abrazo(:

Georgiana Tivlica dijo...

Oh ya has visto el 2º comentario no? Por eso te ha metido a leerlo eh..cotilla? Jajaja

Te quiero, y me gusta quererte, ¿sensación extraña? pues no sé, depende de cómo lo mires, yo no lo veo extraño, es más me gusta esta sensación, el sentirme contenta sólo al oír mi móvil, ir a buscarlo, mirar la pantalla, y ver que me estás llamando, no cogerlo, dejar que suene, hasta que para, pero cómo siempre dos segundos después vuelve a sonar, vuelves a ser tú, lo cojo, y me dices, riéndote y con estas palabras exactas: "Hola amor,sólo te llamo para decirte que te echo de menos" ahí me sale mi sonrisa tímida y mi "Ohhh", y hablamos y hablamos sin parar, hasta que uno de los dos se da cuenta de que llevamos dos horas y media hablando, y decimos el rutinario: "¡otra vez nos hemos pasado!", y como siempre, volvemos a cambiar de tema y te repente miras y ya van 3h 38 min y 38 segungos , pero ninguno de los dos quiere colgar, y al fin colgamos, quedándonos con ganas de hablar otras tres horas sin parar, pero al final y al cabo no queda tanto, otras 24 horas, no aguantamos más. Al día siguiente a la misma hora de siempre, mi móvil ya está sonando, vuelves a ser tú y yo como siempre, dejo que suene. Es la voz que me ha enamorado desde el primer día que te escuche..cantando, esa voz con la que me quedo dormida y la que escucho nada más despertarme, esa voz que logra milagros y me hace sonreír aunque siga teniendo lágrimas en los ojos.


Tu risa siempre será mi canción favorita.